The Prom México: Ruta Broadway-Netflix-Salamanca.

Tanto el lenguaje cinematográfico, como el teatral, parecería que han ido de la mano por décadas y que se complementan, gracias a innumerables adaptaciones fílmicas basadas en un montaje teatral o viceversa; incluso autores con previa experiencia en los escenarios teatrales han trasladado inevitablemente sus letras a trabajos que parecen haber sido pensados para ser puestos en un espacio con público alrededor, los cínicos le llamán teatro filmado.  Habrá puristas de ambas disciplinas (con toda razón) que negarán la traslación de estas historias, pero es innegable que cual franquicia, esta relación Cine-Teatro no acabará, porque también es un gran vehículo para que las historias viajen, quizá de manera afortunada, quizá con terribles versiones, pero eso creará en el espectador -en el mejor de los casos- intriga por averiguar más sobre el provenir de dichos textos.

Esta pequeñísima introducción viene a propósito de una obra de Teatro que se presenta en la Ciudad de México, tras dos inesperados años de pandemia, donde la luz de los creadores y artistas parecía apagarse cada vez más. El título de la mencionada es ‘The Prom’ o ‘El Baile de Graduación’; musical de Broadway estrenada en 2016 en Atlanta y finalmente llevada a Broadway en el 2018. Nominada a 6 premios Tonys, incluyendo Mejor Obra Musical, con música de Matthew Sklar y basada en un concepto original de Jack Viertel. Seguramente les sonará, porque en menos de dos años de pisar los escenarios de Broadway, se tiene ya una película de la obra,  dirigida por Ryan Murphy (Glee), producida por Netflix y protagonizada por Meryl Streep, Nicole Kidman y James Corden.

La historia cuenta como cuatro actores de Broadway -tras varios fracasos en su carrera- deciden reavivar sus nombres ayudando a una estudiante de un pequeño pueblo y cuyo caso se acaba de hacer de dominio público. Emma, la chica en cuestión, anhela ir a su baile de graduación con su novia, pero la sociedad conservadora de su lugar natal parece impedirlo. Ahí entran estos excéntricos personajes, quienes buscaban realmente una ventana para brillar, pero en el camino se encontrarán con grandes sorpresas.

En Broadway no fue el éxito que su producción esperaba, ya que cerro al año de abrir, pero para el Teatro Nacional la versión mexicana de The Prom es el respiro que se necesitaba para avivar los escenarios, acercar a la gente de nuevo a ellos, con todas las medidas sanitarias requeridas por supuesto, pero con un corazón  enorme, lleno de talentosos actores y jóvenes revelaciones, que no harán mas que dejar una sonrisa en el rostro del público. Todo lo mencionado es un gran cliché, en descripción, pero son las palabras exactas para un montaje del que realmente nadie tenía expectativas… y las sobrepasa. Es el Teatro musical que necesitábamos y del que personalmente espero que el boca a boca haga su función, porque no solo es la producción y la Orquesta en vivo (algo valiosísimo), sino es una historia oportuna y necesaria, con un discurso que incluso -aunque suene ambicioso- puede cambiar maneras de pensar. Táchenme de ingenuo, pero es lo que logran productos como este: esperanza.

No quiero echarles la experiencia a perder, pero la adaptación geográfica es maravillosa. Ahora son Actores de México, no de Broadway, y el pequeño pueblo estadounidense es cambiado por Salamanca, Guanajuato. En el elenco encontramos nombres como Brenda Santabalbina, Anahí Allué, Gerardo González, Oscar Carapia, Mauricio Salas, Guana, Majo Pérez, Beto Torres y Daiana Liparoti. En el papel de Gigi Flores, quien la actriz Anahí Allué inició hace unas semanas, -y con una hilarante interpretación- se sube como actriz invitada Susana Zabaleta, quien anteriormente había protagonizado el también musical ‘Next to Normal’. Esto les da un toque extra a los amantes del teatro y a quienes conocen el estupendo trabajo de la actriz y cantante.  Brenda Santabalbina, quien le da vida a Emma, es una de las revelaciones que menciono, una grata y prometedora sorpresa.

La música es excelente, la puesta en escena está a la altura (sin exagerar) de los mejores espectáculos que puedan ver. Las canciones son honestas, con un cinismo delicioso y que celebran en todo momento la diversidad y el amor. ‘The Prom México’ es ingeniosa y alentadora. Un placer regresar al teatro con ella y tener la oportunidad de repetir dicha experiencia. Y con el clásico ‘larga vida’ a The Prom, termino esta pequeña reseña y amplia recomendación para los amantes de las artes escénicas y por supuesto, del cine también.

The Prom México se encuentra de Viernes a Domingo en el Centro Cultural Teatro 2 de la CDMX.

Ivan Romero
ivan@cinepantalla.com
No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.